¿Necesito comprar un smartphone?

¿Necesito comprar un smartphone?

Desde hace algunos años, nos enfrentamos a los altos precios de los smartphone de gama alta en México. Aunque ya se consideran artículos necesarios para la vida diaria, los altos costos de un buen celular vuelven difícil su adquisición y más cuando algunos dispositivos se vuelven obsoletos a los dos años.

Los smartphones de gama alta son conocidos por rebasar los límites del presupuesto de la gente. Y, por eso mismo, hay dos opciones: comprar un teléfono acorde con tu capacidad de compra o endeudarte para tener el celular que realmente quieres.

Actualmente, gran parte de la población tiene un smartphone, pero su compra ya se ha vuelto aspiracional e, incluso, ya se considera un símbolo de estatus social.

¿Cómo es una compra aspiracional?

¿Recuerdas cuando se empezó a vender el iPhone 3G en México? Las primeras reacciones entre la población fueron quejas por los altos precios, por lo que se pensaba que solamente las personas con mayor poder adquisitivo podrían tenerlo.

A pesar de eso, el iPhone 3G registró un buen nivel de ventas; eso marcó el camino para que las empresas ampliaran su mercado en México.

Por eso, actualmente, si una persona persona puede comprar un teléfono de gama alta al contado o a crédito, considera que es parte de la población con el mejor estatus social.

Es tal la importancia de la compra de un celular, que algunas empresas analistas empiezan a considerarlo para medir la riqueza de su población.

Pero en realidad hay muchas variantes en juego. Supongamos que una persona tiene la solvencia económica para comprar el teléfono de recién lanzamiento en el mercado, sin embargo, puede no interesarse en él por considerarlo innecesario.

Artículo Relacionado   Seguridad de tus datos bancarios en redes sociales

¿Tú consideras que tener un celular en específico te da estatus? ¿O qué es en lo que te fijas al adquirir un producto?

Utiliza la tecnología para mejorar tus finanzas personales, solicita un préstamo en línea aquí

Deja un comentario