¿Por qué es importante el Día de la alegría?

¿Por qué es importante el Día de la alegría?

No hay duda de que la mejor sensación que uno puede tener en la vida es la de la alegría: tener las ganas de realizar cualquier cosa, tener una sonrisa en el rostro, disfrutar las cosas más mínimas o incluso hasta de verle otro color al día, son sensaciones que el ser humano jamás debería de perder.

Por lo anterior, desde 2010, un grupo de personas decidió festejar el 1 de agosto como el Día Internacional de la Alegría. Una de las premisas era: ¿por qué no recordar este sentimiento tan importante? Y el impacto fue tan importante que muchos cayeron en cuenta de que eso era verdad.

De igual manera, se busca reflexionar sobre el bienestar emocional de las personas: buscar estar alegres, a pesar de todos los problemas que pueda haber. Además, si existen días conmemorativos para fechas históricas, políticos o acontecimientos religiosos, ¿por qué no reconocer este sentimiento universal que provoca días inolvidables?

Cabe destacar que, este día se celebra en más de diez países alrededor del mundo y con el paso del tiempo no hay ninguna duda de que la cantidad de naciones vaya en aumento.

La economía de la felicidad

Ahora, el concepto que da titulo a este apartado viene de la concepción de felicidad como una forma de vida: distintas investigaciones se han hecho a partir de personas que han respondido sobre los niveles de satisfacción que tiene su vida. Y si bien, la felicidad podría parecer algo medible, no siempre se tiene que relacionar con un tema de poder adquisitivo.

Artículo Relacionado   ¿Qué tan felices son los mexicanos?

Robert Malthus, uno de los primeros demógrafos, considero que la felicidad en las sociedades no es medible por la cantidad de dinero que poseen: si bien, el ingreso puede ser un factor que contribuya al estado de ánimo, tener un gran salario no siempre asegura una estabilidad emocional.

Finalmente, es de resaltar que la economía de la alegría reflejó que la gente feliz tiene comportamientos más prosociales, además de que tiende a vivir muchos más años y tener una mejor salud.

Por otro lado, en el ámbito laboral, la gente feliz es menos propensa a dejar un trabajo, es mucho más creativa y es más leal con los clientes: gracias a la enorme pasión que tienen por su trabajo, se interesan por mantenerse estables en el lugar al que verdaderamente sienten que pertenecen.

Si necesitas un préstamo personal haz click aquí


Deja un comentario